• Narrow screen resolution
  • Wide screen resolution
  • Auto width resolution
  • Increase font size
  • Decrease font size
  • Default font size
  • default color
  • red color
  • green color
El primer estudio sobre el patrimonio cañetino. PDF Imprimir E-mail
Lunes, 29 de Noviembre de 1999 21:00

"Nuevas Crónicas", es el título de uno de los libros de Clìmaco Hermosilla Silva,  publicado el año 2000. Es una obra que reúne muchos relatos, apoyado en bibliografía inédita, en testimonio de antiguos habitantes y en su propia vivencia; recrea sucesos, personajes e historias de la sociedad cañetina desde el período mismo de la Pacificación y posterior Colonización de la Araucanía, hasta nuestros días. También, en este libro, don Clímaco incluye el primer estudio relativo al rescate del patrimonio histórico cultural de Cañete.

Con motivo de celebrarse hoy el Día del Patrimonio Cultural de Chile  y como una forma de acercar el tema a nuestra realidad local, transcribimos este Catastro en el que se plantean muchas ideas que demuestran la preocupación de este cañetino por el rescate de nuestro patrimonio histórico cultural, en aquel entonces, así como en la actualidad.

 

 

 

CATASTRO DEL PATRIMONIO HISTÓRICO CULTURAL DE CAÑETE.

 

INVESTIGACIÓN PRELIMINAR.

 

"Preocupado por lo que he considerado como una imperdonable falta de atención de los habitantes de la ciudad por nuestro Patrimonio Histórico Cultural, en el mes de Noviembre de 1998 redacté  y distribuí entre personas e instituciones de nuestra comunidad que me parecieron elementos representativos de las distintas actividades que en ella tienen cabida, una encuesta cuyos resultados nos permitieran identificar a todos aquellos elementos que tienen un valor afectivo, sociológico, artístico, científico, geográfico o histórico para los cañetinos y que, por este motivo, conformarían lo que podríamos denominar Nuestro Patrimonio Histórico Cultural.   

 

La identificación de estos lugares geográficos, de estos monumentos y construcciones o de estas obras humanas representativas de nuestro quehacer, de nuestra tradición, de nuestras costumbres, de nuestra singularidad, nos permitiría tomar conciencia de lo que somos como comunidad y, como consecuencia, guiaría nuestra preocupación por su  valoración, por su cuidado, por su conservación,  mejoramiento y por la difusión de sus méritos e importancia.   

 

En comunas como la nuestra, que se están integrando desde hace muy poco tiempo al resto del territorio nacional gracias al mejoramiento de la red vial que la comunica con las zonas más pobladas del país y que, además, están diseñando Planes de Desarrollo que otorgan una gran importancia al desarrollo del sector Turismo, para incentivar a las personas a visitar nuestra localidad y sus zonas aledañas, es absolutamente necesario que sus habitantes tengan claro cuáles son, además de sus paisajes privilegiados, los atractivos que podemos ofrecer a la curiosidad e interés de nuestros visitantes. 

No es un misterio para nadie que el Turismo es una actividad que requiere, además de una infraestructura vial y hotelera adecuada a los requerimientos del viajero, una actitud educada e informada de los habitantes de las zonas que se visitan. 

Desde el punto de vista del Turismo, no sacamos nada con tener, por ejemplo, un rico pasado histórico si no sabemos explicarlo o darlo a conocer a nuestros visitantes. 

 

Tampoco puede un Plan de Desarrollo Turístico que se respete depender exclusivamente de lugares o paisajes hermosos para mantener una corriente turística estable o creciente en el tiempo. 

Es absolutamente necesario entonces redescubrir, primero, y estimular, luego, el interés por nuestro Patrimonio Histórico Cultural y, finalmente, difundirlo masivamente, como única forma de educar a nuestra comunidad y prepararla de esta forma para que colabore activamente en las tareas que nuestro mejoramiento académico, nuestro desarrollo turístico y nuestro progreso material requieren. 

 

La encuesta aplicada requería que cada una de las personas que la contestaran, nominara los 20 ítems que ellos consideraran los más significativos de nuestro Patrimonio Histórico Cultural, englobando en ellos a aquellas manifestaciones artísticas, arquitectónicas, industriales, culturales, sociológicas, geográficas e históricas que caracterizan a nuestra ciudad y a su entorno. 

Se distribuyó 50 formularios de la encuesta entre vecinos e instituciones de la ciudad. 

Se entregó, por ejemplo, formularios de encuesta al Sr. Alcalde, a algunos Concejales (uno de Gobierno y otro de oposición), a funcionarios de la Municipalidad, del DAEM, a las dos Radioemisoras de la ciudad (para que consultaran a sus auditores), a profesores y estudiosos de nuestra realidad, a la Directora del Museo Mapuche Juan Antonio Ríos Morales, al cuerpo de profesores de las Escuelas 1 y 2, a un par de cursos del Liceo B 56 y a antiguos vecinos que han demostrado alguna preocupación por el tema. 

 

De las 50 encuestas entregadas, a pesar de la majadera insistencia con que reclamé la participación de los elegidos, sólo pude conseguir la entrega de 25 de ellas, total o parcialmente contestadas. 

 

Es doloroso tener que dejar constancia de que ninguna de las autoridades  seleccionadas contestó la encuesta!

 

Los resultados de la encuesta son los siguientes:        

 

ITEM NOMINACIONES

 

1

Fuerte Tucapel

23

2

Piedra del Águila

21

3

Museo Mapuche

20

4

Cañete de la Frontera

16

4

Lago Lanalhue (Puerto Peleco, Hostería, Paisajes)

16

6

Río Tucapel (Paisajes, Toma de agua y Dínamo)

15

7

Antigua misión franciscana Tucapel

13

8

Estación de F.F.C.C y puentes

13

9

Plaza Caupolicán

12

9

Salto de la Virgen

12

9

Club Social

12

9

Molino Larroulet

12

13

Salto Huillincó

11

14

Edificio Ex – Gobernación

10

14

Clubes deportivos

10

16

Castillo Morales

10

17

Plaza de Armas

9

17

Escuela Nº 1 “Leoncio Araneda Figueroa”

9

17

Costumbres campesinas, riñas de gallos, carreras a la chilena, ceremonias , y fiesta indígenas y religiosas, Cruz de Mayo, etc.

9

20

Producción de artistas locales (Pintores, Escultores, Escritores, y Artesanos)

8

20

Cementerio local

8

20

Centro Cultural de Huentelolén

8

20

Antiguas casas fundo

8

20

Pequeñas lagunas de la zona

8

25

Sector Huechicura

7

26

Escuela Granja

6

26

Antigua casa familia Maldonado

6

28

Orfeón de Cañete

5

28

Iglesia Nuestra Señora del Carmen

5

28

Lago Lleu – Lleu

5

28

Mercado Municipal

5

28

Cerro de Peleco y Leyenda Tren – Tren

5

28

Sector Cayucupil

5

34

Fosos de don Cornelio Saavedra

4

34

Molino Quelén – Quelén

4

36

Ciudad perdidad de Paicaví

3

36

Escuela Nº 2 de Niñas

3

36

Casa de familia Chaparro (Leiva)

3

36

Hotel Gajardo

3

36

Artesanos sector Huape

3

36

Sector Licauquén y Paso de los Negros

3

36

Sector de Licauquén y Paso de los Negros

3

42

Archivos fotográficos

2

42

Fuertes antiguos

2

42

Primera Copa de Agua

2

42

Edificio Banco Estado

2

42

Estadio Fiscal

2

42

Liceo B-56

2

42

Edificio Cuerpo de Bomberos

2

42

Antiguo Convento Franciscano

2

42

Antiguo Club Radical

2

42

Fábrica de limonadas Krause

1

51

Edificio Cárcel (Escuela Elemental)

1

51

Edificio Restaurant Palermo (Escuela de Mujeres)

1

51

Isla Mocha

1

51

Feria al aire libre

1

51

Edificio Casa Parroquial

1

51

Clubes de Caza y Pesca

1

51

Escudo de Armas de la Ciudad

1

 En el aspecto Patrimonio Histórico, llama la atención, de inmediato, el alto número de nominaciones obtenido por el Fuerte Tucapel (23), el sitio de Cañete de la Frontera, en  el sector “Reposo”, (16) y  la antigua Misión Franciscana de Tucapel (13). 

Menor atención reciben Los Fosos de don Cornelio Saavedra (4), “la Ciudad Perdida de Paicaví” (3) y los antiguos Fuertes de la zona (2). 

 

En lo que se refiere al Patrimonio Geográfico, la atención de los encuestados se centra, fundamentalmente, en La Piedra del Aguila (21), el Lago Lanalhue, con sus diversas áreas de interés: Puerto Peleco, Hostería Lanalhue, paisajes y lugares de camping (16 nominaciones). Casi igual número de nominaciones tiene el Río Tucapel y sus centros de interés: paisajes, lugares de recreación y de natación, bocatoma y antigua central hidroeléctrica (15). 

Es interesante hacer notar que, si a las nominaciones del Río Tucapel le añadimos  aquellas que se refieren a la antigua Estación de Ferrocarriles y sus Puentes -con y sin barandas- que obtienen 13 nominaciones, obtenemos la más alta cantidad de referencias a un sitio en especial: 28 nominaciones! 

Esto está demostrando claramente que habría que dedicar una atención y un cuidado preferente por este sector geográfico!  

Otros sitios geográficos con alta nominación son: El Salto de la Vírgen (12), el Salto de Huillincó (11), las Pequeñas Lagunas de la Zona (8), Sector Huechicura (8), Lago Lleu-Lleu (5), cerro de Peleco y Leyenda de Tren-Tren (5) y Sector de Cayucupil (5). 

 

En el área Patrimonio Cultural, las preocupaciones de los habitantes de nuestra ciudad se centran en el Museo Mapuche Juan Antonio Ríos Morales (21), el Conjunto de Costumbres Campesinas y Locales como las Riñas de Gallos, Carreras a la Chilena, Ceremonias y Fiestas indígenas y Religiosas (9), la Producción de Artistas y Artesanos Locales (pintores, escritores, escultores y talladores, artesanos, etc) (8). A este último ítem podríamos añadir las nominaciones para el Centro Artesanal de Huentelolén (8) y para los Artesanos del Sector Huape (3), lo que haría  tambien un total de 28 nominaciones para este ítem! 

El Orfeón de Cañete obtiene 5 nominaciones. 

 

Finalmente, dentro de lo que podriamos catalogar como Patrimonio Arquitectónico y Comunitario, las nominaciones se distribuyen de la siguiente manera: Plaza Caupolicán (12), Club Social (12), Recinto Molino Larroulet (12), Edificio Ex Gobernación (10), Antigua Casa de la Familia Morales (10), Plaza de Armas (9), Cementerio Local (8), Antiguas Casas de Fundos (8). a esta última referencia debemos agregar las nominaciones por el Antiguo Local de la Escuela Granja (6), lo que hace un total de 14 nominaciones por este ítem. 

También obtienen nominaciones la Casa de la Familia Maldonado, actual  Colegio Gabriela Mistral, (6), la Iglesia Nuestra Señora del Carmen (5), el Mercado Municipal, el Antiguo Molino de Quelén Quelén (4), la Casa de la Familia Chaparro, en Leiva, (3) y el Hotel Gajardo (3). 

 

Un primer análisis de las nominaciones anotadas, nos indica que, por sectores, estas se distribuyen de la siguiente manera:

 

Patrimonio Histórico                                    61 nominaciones.

Patrimonio Geográfico                                115 nominaciones

Patrimonio Cultural.                                    54 nominaciones.

Patrimonio Arquitectónico y Comunitario       123 nominaciones. 

 

Esto parece corresponder a la valoración que las personas hacen actualmente de los diferentes aspectos de nuestras vidas, en las que lo académico y cultural ocupa un rango inferior a lo paisajístico o estético, ecológico y costumbrista. 

 

Si al total de nominaciones analizadas (353), añadimos las 32 que, por su baja frecuencia, no hemos tomado en cuenta y las dividimos por el número de personas que contestaron la encuesta, obtendremos un promedio de 15.4 nominaciones por encuestado. 

 

Un análisis grueso de los sectores que requieren nuestra preocupación nos indicaría que esta debe centrarse en:

 

A: En el sector Histórico: Sobre el Fuerte Tucapel, Cañete de la Frontera y la Antigua Misión Franciscana.

 

B: En el sector Geográfico: Sobre la Piedra del Aguila, el Lago Lanalhue y el Río Tucapel (con la Estación de Ferrocarriles y sus Puentes).

 

C:En el sector Cultural: Sobre el Museo Mapuche, las Costumbres, entretenciones (riñas de gallos, carreras a la chilena), las ceremonias y fiestas indígenas y religiosas (procesiones, la Cruz de Mayo, etc) y la Producción de los Artistas y Artesanos Locales.

 

D: En el sector Arquitectónico y Comunitario: deberemos centrar nuestra preocupación, fundamentalmente, sobre la Plaza Caupolicán (basados, es verdad, en una premisa falsa como es la de creer que en ese lugar fue ajusticiado el Toqui Caupolicán), la Plaza de Armas y su entorno (Club Social, Iglesia, Ex Gobernación, Colegio Gabriela Mistral y Escuela 1), la Arquitectura Rural (casas patronales) y las Sedes Sociales y Deportivas  construídas hace algunas décadas por la Comunidad (Clubes Deportivos, Cuerpo de Bomberos) y, finalmente, el recinto del antiguo Molino Larroulet  (ex Casa Duhart). 

 

El estudio realizado y las conversaciones sostenidas con las personas consultadas  me ha llevado a la convicción de que es urgente:

1.- Revalorizar el sector del Rio Tucapel que va desde el Puente de Tucapel Alto al lugar conocido como “La Junta de los Ríos”, en el que se debería realizar las siguientes labores:

a: Refacción de las construcciones de la antigua Estación de Ferrocarriles y Bodegas del sector, las que podrían ser destinadas a Locales Culturales (Bibliotecas, Salas de Exposiciones, Centros Comunitarios)

b: Mejoramiento del entorno con la creación de Parques y Jardines dotados de un buen sistema de iluminación.

c: Conservación y Protección de las Areas Silvestres y de Recreación (Protección Medioambiental y Ecológica)

 

2.- Restauración de los Edificios de la Antigua Escuela Granja, como uno de los mejores exponentes de la arquitectura de las antiguas haciendas de la zona y creación, en ese lugar, de un Museo Costumbrista  que reúna todas las manifestaciones de la Cultura y Tradiciones Locales (Arte, Artesanía, Colecciones de todo tipo, Archivos Fotográficos que conserven “La Memoria de la Comunidad” etc. etc.).

 

3.- Restauración del Fuerte Tucapel para que este presente una imágen que corresponda más o menos a la realidad que tuvo durante el período colonial, ya que en su estado actual produce más frustración que agrado entre los turistas o estudiosos que llegan a visitarlo. 

La restauración de este Fuerte debe ir acompañada de una investigación acuciosa de los vestigios de la antigua ciudad de Cañete  descubiertos recientemente en el sector de Reposo y del resto de las fortificaciones coloniales y del siglo XIX que rodean a nuestra ciudad.

 

4.- Creación de una Política de Fomento de la Investigación de Nuestra Realidad y de su Difusión, teniendo presente que sus principales vertientes son: la Historia Colonial y la del Período de la Pacificación de la Araucanía, el aporte de la Colonización Europea de fines del Siglo XIX y Comienzos del Siglo XX y la Base o Sustrato Mapuche de nuestras costumbres y Composición Racial. 

 

El trabajo anterior no pretende ser un estudio acabado acerca del problema que analizamos. Como su nombre lo indica, él no pretende ser más que un Primer Diagnóstico de la situación en que este se encuentra y de la percepción que los cañetinos tenemos de lo que podría ser Nuestro Patrimonio Histórico Cultural. 

 

Lo que hemos querido lograr, al realizarlo, es motivar un estudio más profundo y más acabado de este aspecto tan importante de nuestras vidas, un estudio encargado por los organismos oficiales de nuestra Comuna y realizado por especialistas en el tema, que nos indique el camino que deberemos recorrer para poder obtener, en un plazo mediano, un conocimiento mucho más completo de nuestra realidad y, como consecuencia de esto, un aprovechamiento sistemático de todos aquellos factores que puedan posibilitar un desarrollo efectivo de nuestras potencialidades académicas, culturales, turísticas y de desarrollo económico."

 

Del libro "Nuevas crónicas" páginas 207 a 214

Febrero 2000